¡Hey mírame!

Estoy aquí esperando que tu caricia se deslice con ternura desde mi cabeza hasta la cola, la que se mueve de un lado a otro sin parar. Lamo tus manos y me pongo panza hacia arriba para así sentir tus cosquillas.

No sabes lo que daría por ir contigo a tu casa y poder tener la sensación de que es un poco mía…

Me veo en tu jardín correteándote en un juego sin fin. Luego, satisfecho y exhausto, deslizándome sigilosamente a tu lecho.

¡Hey, escúchame!. No me des la espalda, llévame contigo y te prometo ser tu guardián hasta mi último aliento.

Dame un poco de tu cariño, que te lo devolveré con creces.

No me abandones que yo no lo voy a hacer contigo, dame la oportunidad de demostrártelo.

¡Hey, mírame!. Estoy feliz, desde hoy soy tu mascota.

¡GRACIAS!

dsc01724.jpg

Este es unos de los perritos que fue adoptado por una familia hace unos días. Muchas gracias por darle la posibilidad de compartir su hogar y formar parte de su familia!!!DALES TODO TU CARIÑO PEPÉ!!!  

Anuncios